domingo, 7 de diciembre de 2014

ALFOMBRA DE VIDA


Colección Díaz Prósper
1888 La ciudad hierve y en su ebullición, moléculas de vidas se desparraman por una arteria principal, impregnando de calor las basas de las torres de cuarte.

Aquí hay bullicio, hay vida, vida de calle, carros, personas que pasan sus horas muertas en busca de la noticia, del chisme, del anecdotario, voces que se propagan en el diario acontecer a pie de una de sus puertas.

Zaguán abierto que  reagrupa a esa parte de la ciudad unida por los profesionales que venden sus mercancías, recorriendo las calles con los mozalbetes que buscan su distracción observando sus pasos. 

Hombres ociosos, mujeres de largas faldas, niños expectantes y carros en su labor, crean como una alfombra de vida en el umbral de la ciudad.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...