lunes, 23 de marzo de 2015

MERCADO DE FLORES


1935 plaza castelar mercado de flores
Foto de Bondía

La tortada de Goerlich, popularmente así conocida por su alzado desde el suelo, apenas llevaba un par de años de vida con su "mercado de flores" en planta inferior. Decisión, la del mercado, que no fue aceptada por una parte de la opinión pública, en especial por quienes comerciaban los puestos, hasta el punto que fue en  septiembre de 1944 cuando el primer florista montó el suyo arriba en la plaza, desdeñando el subterráneo.

Con sus fuentes (en representación de las “tres provincias” en cada uno de sus ángulos)  junto a los escalones, bancos y balaustradas, apenas tuvieron treinta años de vida de muy gratos recuerdos para quienes la conocimos.

La foto es de 1935 (no sería hasta el siguiente año cuando el diseño de Goerlich completara su ejecución) en ocasión de la fiesta de los “fieles difuntos” para la que se instaló sobre la tortada un mercado de flores para dar servicio a quienes después y en el camposanto recordarían los seres queridos.

El perfume de los crisantemos, claveles y rosas desprende y regala sus esencias a una plaza concurrida por tranvías, coches y hasta un carro. 

Y en esta ocasión con aromas de mercado.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...