domingo, 25 de enero de 2015

ABANICOS CARBONELL, VARILLAS DE ARTE


AÑOS 20 ABANICOS CARBONELL san vicente 58

En la Valencia del ochocientos la incipiente burguesía,  a ritmo lento, buscaba su acomodo pese a los sucesivos cambios políticos que no hacían más que frenar un avance industrial llamado a germinar en una clase media que acortara la distancia piramidal propia del antiguo régimen.

La industria del abanico tenía un reconocimiento ganado a pulso. El necesario para ajustar unas varitas de peral que a su apertura mostraran sobre tela o papel, toda la belleza y gracia propias de la sensibilidad y buen gusto de sus artesanos.

Porque Valencia los tenía. Y entre sus numerosos talleres iba a destacar el de Abanicos Carbonell que ha llegado hasta nuestros días situado en la calle Castellón núm. 21, local inaugurado en el año 1941. Con anterioridad la fábrica estuvo un tiempo en la calle Sevilla.

abanicos carbonell-tarjeta

Iniciada su andadura en años prerrevolucionarios, abrió sus puertas en 1864 en la calle amurallada de Guillén de Castro, 136.  Pese a las dificultades, mantuvo el garbo de sus varillas para fijar una nueva ubicación en el centro de la ciudad, "ensartando" su nueva red comercial dado el éxito obtenido, mediante otras sedes en lugares estratégicos: Gran Vía núm. 14 y en los años treinta María Cristina núm. 4 hasta 1991. Tiendas que iban a refrescar Valencia aventando el arte.

La foto de los años veinte de la calle San Vicente en un día festivo nos muestra en el balcón la exquisitez de su ornato que como no podía ser de otra manera, viste de abanico.

Fuente: Abanicos Carbonell
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...