martes, 10 de diciembre de 2013

TALLERES DEVÍS Y NOGUERA (MACOSA)

talleres devis y noguera 1925

1925 - La multinacional Vossloh, con factoría en el polígono industrial de Albuixech, es la última continuadora de la industria de calderería gruesa que en 1897 montaron Miguel Devís Pérez y José Noguera Chuliá en Marchalenes, en el km. 352 de la entonces carretera de Madrid a Castellón (actual calle Arzobispo Fabián y Fuero de Valencia). Supieron aprovechar una época con pujante cultivo de naranjos, también arroz, que estaba necesitada de ingenios para la elevación de aguas para riegos y drenaje, y el escaparate que representó la Exposición Regional de 1909 para comenzar a diversificar la producción de equipos industriales.
Como tras varias ampliaciones eran insuficientes las instalaciones buscaron nueva ubicación en la carretera de Casas del Campillo a Valencia –después Camino Real de Madrid y actual calle San Vicente Mártir- que, además, permitiera conexiones con los ferrocarriles de vía ancha y estrecha para ampliar el negocio. Las obras de las primeras naves concluyeron en 1925, vendieron al Ayuntamiento de Valencia el viejo taller de Marchalenes y comenzaron su expansión en la construcción y reparación de material ferroviario.
A un periodo de gran actividad hasta 1931 sucedieron altibajos, por diversas causas, hasta la fusión el 31 de diciembre de 1947 de Construcciones Devís, última denominación de la empresa familiar, con Material para Ferrocarriles y Construcciones S.A. de Barcelona y constituir MACOSA (Material y Construcciones S.A.) con sede social y oficinas centrales en Madrid y factorías en Alcázar de San Juan (Ciudad Real), Valencia y Poble Nou (Barcelona).

Texto: Esteban Gonzalo Rogel


3 comentarios:

Gregorio dijo...

Muy interesante el comentario y muy importante como parte de lo que se conoce como arqueología industrial , de como a finales del siglo XIX e inicios del XX, las ciudades comenzaron a observar como industrias que atraían mano de obra abundante iban ocupando espacios a las afueras de la ciudad. Un abrazo y buen día . Gregorio

Julio Cob dijo...

Efectivamente Gregorio, y en muchas ocasiones creando recintos fabriles que en la actualidad son auténticas joyas. Una pena que no siempre se mantengan para otros usos.
Un abrazo

Julio Cob dijo...

Contestando a Francisco Signes Martínez en su comentario verbal y directo a mi persona:

El pasado día 11 Francisco Signes Martínez me dijo que no puse que son suyas las fotos puestas en mis comentarios de los días 10 y 19 de diciembre del pasado año. Mi fallo está en que entonces al ver que en los pies de las imágenes, una de 1925 y la otra de 1965, del libro “El legado de la ingeniería valenciana : 115 años de los Devis a Vossloh (1897-2013)” editado por el Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de la Comunidad Valenciana (COIICV), no ponía autores, ni puse anónimos ni miré en los datos de la página dos donde en fotografía especifican: Colección fotográfica de ferrocarriles e industria Francisco Signes Martínez © excepto que se indique otra procedencia.
Obra escrita por Francisco Signes Martínez y Joaquín Capilla Alpera como inauguración de la Colección de Patrimonio Industrial Valenciano del COIICV..
Es más, como en los citados comentarios omití la procedencia de los datos históricos, que sí había puesto en otros medios de comunicación para publicitar el libro, lo puse en mi comentario del 30 de enero de este año.

Esteban Gonzalo Rogel 23-12-2014

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...