miércoles, 23 de octubre de 2013

LOS SERENOS

Serenos-calle Colon años 30

Ca. 1930 - Joaquín Manuel Fos (1730-1789) fue un importante industrial sedero, natural de Valencia, que siendo alcalde de barrio creó en 1750 el cuerpo de vigilantes nocturnos, los conocidos como “serenos”, actividad que fue en nuestra ciudad donde por primera vez se ejercía en España. 

La idea fue tan bien acogida que pronto otras ciudades españoles fueron incorporándola en beneficio de los vecinos.

Una de sus tareas en la noche era la de anunciar las horas junto el estado del tiempo y como en nuestra ciudad la bondad climatológica imperaba en todo el año, lo habitual era alzar la voz al grito de “las tres y sereno”, por lo que ésta fue la razón de su popular denominación. Igualmente se encargaban de la asistencia a los vecinos necesitados, así como evitar la acción de los infractores de la ley. 

Sus estrategias consistían en lanzarse avisos mediante los silbatos que portaban a la vista del presunto malhechor, al igual que un chuzo en su defensa. Estuvieron en servicio hasta la segunda mitad del siglo XX en una actividad que ya se había visto reducida en abrir los portales de los vecinos que mediante palmadas requerían de su atención. 

Actuaban por distritos y en cada uno de ellos tenían su lugar de concentración para iniciar su trabajo nocturno. Su retribución económica consistía en la voluntad de los vecinos. Vemos en la foto de los años treinta un grupo de serenos junto a la Casa de Socorro de la calle de Colón.

6 comentarios:

Gregorio dijo...

Profesión sacrificada y admirable y una imagen típica en las calles de nuestras ciudades, hasta que se consideró que esa profesión ya no esta de acorde con los tiempos de la modernidad y el progreso de los años 50/60 , aunque posteriormente se ha comprobado la gran y poco apreciada labor que cumplían. Inclusive en algunas ciudades se ha valorado el re introducir otra ve los serenos . Bonita foto y como de costumbre interesante comentario. Gracias Julio y buen día para todos. Gregorio

Marcos dijo...

LOs recuerdo con gran cariño, y a mi padre tocando palmas al regreso del cine.
Mi suegro tenía un bar, y mandaba a casa a su hija, mi esposa, acompañada del sereno, todas las noches, hasta que ella salía al balcón, y le confirmaba que todo estaba bien.

Julio Cob dijo...

Gregorio,cumplian una muy eficaz labor social que lamentablemente no ha sido sustituida por otra. Lo que sucede es que para aceptar por buenas determinadas costumbres, hay que estar libre de complejos y tener altura de miras.
Triste, pero cierto.
Un abrazo

Julio Cob dijo...

Marcos, te imaginas en los tiempos actuales gozar de esa seguridad para nuestros nietos?
Qué maravilla.

Un abrazo

Amparo Lleó dijo...

Precioso la foto y como siempre muy interesante el comentario. Al menos yo no sabia porqué se llamaba Sereno. Muy bueno el recuerdo de tocar las palmas al volver del cine por la noche y acudía inmediatamente con su sonrisa y aquel manojo de enormes llaves de los portales. En la esquina de mi casa siempre estaba hablando con el Vigilante. ¡que pena que ya no existan ninguno de los dos para nuestros nietos!
Gracias

Julio Cob dijo...

Amparo,y eran un alivio, pues efectivamente, como entonces las llaves de los portales eran muy grandes, llevarlas en el bolsillo molestaban bastante. Así que era una más de la ventajas que ofrecían

¡Las dos y sereno!

Saludos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...