miércoles, 21 de junio de 2017

ESTAMPAS DE PATRAIX - VI

Alquería de Benlloch (1984, foto original de autor desconocido). Tintas sobre papel Fabriano 300 gr. 14x9 cm. De la serie "Patraix antiguo" para Paqui López de Foro Inmobiliario


“En las acequias conmovíase la tersa lámina de cristal rojizo con chapuzones que hacían callar a las ranas; sonaba luego un ruidoso batir de alas e iban deslizándose los ánades lo mismo que galeras de marfil, moviendo, cual fantásticas proas, sus cuellos de serpiente. La vida, que con la luz inundaba la vega, iba penetrando en el interior de barracas y alquerías.”

Vicente Blasco Ibáñez (La Barraca)

Con estas palabras, Blasco Ibáñez describe poéticamente la atmósfera que observaba en la huerta de Patraix en 1898, escenario que probablemente inspiró al ilustre escritor en su inmortal novela “La Barraca”. Más de cien años después ya no queda nada de la huerta y ese espacio está ocupado por la urbanización de Valencia. Calles, plazas y avenidas, parques y algún que otro solar vacío han cambiado la fértil tierra de labor por asfalto, cemento y piedra.

De la acequia Favara (“Al Favvara” era el nombre de una de las familias bereberes más notables del norte de África en tiempos de la ocupación árabe), una de las ocho que riegan la vega de Valencia, solo queda en el distrito de Patraix, una especie de cicatriz solo visible desde el aire en la zona del nuevo paso del Turia (V-30) y detrás del Cementerio General en su lado suroeste. Su cauce está totalmente soterrado y sólo ve la luz al otro lado del río donde sigue regando los campos.

También es árabe la misma palabra “alquería”, y define a un conjunto de casas o comunidad agrícola y ganadera alejada del núcleo urbano. El origen de la ahora plaza de Patraix está en una primitiva alquería musulmana y ya existía (con un molino hidráulico en la Favara) en tiempos de la reconquista de Valencia por Jaime I en 1238.

Una de aquellas alquerías y casas agrícolas mencionadas por Blasco  Ibáñez pudo ser también la desaparecida alquería de Benlloch y que fue demolida pese a la oposición vecinal en junio de 2007 para ceder el suelo a la construcción de bloques de viviendas.

En esta alquería residió la familia Benlloch, uno de cuyos más ilustres miembros fue Juan Bautista Benlloch y Vivó (Valencia 1864–Burgos 1926), que en la ciudad de Valencia tiene dedicada a su memoria una importante avenida. Fue entre otros cargos eclesiásticos copríncipe de Andorra y cardenal de Burgos.

Texto y dibujo. Santiago López Manteca

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...