viernes, 26 de mayo de 2017

LA REGIÓN VALENCIANA TENÍA SU HIMNO

Archivo Municipal

La musicalidad del himno de la Exposición Regional de 1909 se había adueñado de los valencianos que la mantenían viva, y a su letra había que darle su verdadero sentido, cuyo contenido invitaba a más altas metas.

Desde su inicio al final, la exaltación a la región valenciana sellaba su contenido, por lo que su oficialidad como Himno de la Región estaba “cantada”. Sólo hacía falta el momento de su “puesta en sociedad”.

Llegó el día un 16 de mayo de 1925 y en la plaza de toros del “cap i casal”, presidieron el acontecimiento los alcaldes de Alicante, Castellón y Valencia. El aspecto de coso era magnífico y los balconcillos de la segunda naya estaban cubiertos por tapices con un delicioso barroquismo de motivos valencianos en los que se mencionaba a ilustres patricios de todos los tiempos.  Los nombres de Ausias March, Calixto III, Juan de Joanes, Luis Vives, Pinazo, Chapí ... completaban treinta y cuatro medallones que eran insuficientes para glosar a otros personajes de gran fama artística,  literaria o científica.  Sobre la baranda de la primera naya, los escudos de todas las cabezas de partido de las tres provincias, daban su plebiscito al acto oficial.

El centro del albero y sobre un tablado se ejecutó la pieza que desde aquel momento pasaba a ser reconocido como nuestro Himno Regional cuyos autores de música y letra, Serrano y Thous, habían ocupado el palco presidencial.

Cuando el maestro de Sueca cogió su batuta para su interpretación, en el exterior de la plaza tuvo lugar una estruendosa traca acompañada de carcasas, al tiempo que una lluvia de flores caía sobre las gradas desde lo alto de los tejadillos del coso entre grandes aplausos, que obligaron al maestro a repetir nuevamente el Himno.





El acto tuvo su inicio con una cabalgata en la que tres carrozas representativas de cada una de las provincias desfilaron por la la arena, previamente “enramá” por unos carros que la alfombraron de murta.

El Círculo de Bellas Artes y sus artistas contribuyeron a la ornamentación de un acto que unía a las tres provincias. O al menos lo intentaba. Pero Valencia tenía su himno. De ello se trataba.



Hubo su crítica, el precio de las entradas que más asequible hubiese reventado la plaza en la que se observaron algunos claros.

Fotos del Archivo Municipal

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...