lunes, 29 de junio de 2015

LA FUMADA EN EL MICALET

las fumadas del micalet


1516 - El Campanario Viejo, situado en la actual calle Barchilla, no reunía las condiciones óptimas para el fin que deseaban los Jurados de la ciudad. Ello fue la razón que les motivó a contratar los servicios del maestro Andrés Julia para que en la plaza de las Coles, próxima a la Catedral, elevara una nueva torre que sería conocida en un principio como Campanario Nuevo, para terminar anexo con la ampliación de la Seo con la construcción del Aula Capitular y otras dependencias en el siglo XV, en una obra conocida como Arcada Nova a cargo de los maestros Francesc Baldomar y Pere Compte.

Las obras del campanario comenzaron en 1381, según una inscripción en su base, para ser terminado en 1426 a falta de algunos detalles que lo embellecieran, con la participación de otros maestros en sus últimos años de construcción.

Sus primeras campanas fueron las procedentes del Campanario Viejo, y en el día de San Miguel, en 1418, se colocó la campana de las horas, que daría el nombre del Micalet a la torre con el paso de los años. Campana que no resistió el paso del tiempo, con la fundición de una nueva en 1463, que no sería la última, pues por diversos accidentes -como el de un rayo en una ocasión- obligó a varias refundiciones hasta la última de Luis Trilles en 1532, pero siempre con el mismo nombre.   

En lo alto y por las instrucciones de los Jurados se practicaba la costumbre de una hoguera, “fumada”, que se encendía a diario y en horas fijas como señal de normalidad en la costa, a menos de no encenderse en doble hoguera. De observarse fuera del horario acostumbrado, se tomaba como señal de alarma, en una disposición que se puso en práctica desde el 14 de agosto de 1516.


Siglos después, en 1840, se puso en lo alto un telégrafo de señales marítimas, en una costumbre que persistió hasta la segunda década del siglo XX. Básicamente consistía en dos grandes esferas alquitranadas que según su posición se indicaba la entrada o salida de vapores del puerto, abundando en su consideración de mercantes o buques de guerra.

Y desde lo alto del Micalet, también se hacía la “Bendición de los Términos”, el anuncio de la festividad del día de la “Invención de la Santa Cruz”.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...