viernes, 20 de febrero de 2015

LA PUERTA DE LA TRINIDAD

Puerta de la Trinidad. Grabado
Tras la Reconquista de Jaume I y por las donaciones a las diversas órdenes religiosas, Valencia se convirtió con el tiempo en una ciudad conventual, siendo considerada como la “de las mil torres” por el aspecto que ofrecía. Torres y campanarios conformaron una “bóveda espigada” que emergía de su recinto amurallado, inspirando al artista presto a dejar para la posteridad una imagen emblemática que fue desapareciendo por la política desamortizadora a lo largo del siglo XIX.

El grabado de principios del citado siglo, nos regala su aspecto con el puente de la Trinidad, el más antiguo de la ciudad, del siglo XV, en primer término y la muralla cristiana con la Puerta de la Trinidad (nombre que tomaba del puente y éste lo hacía por el monasterio custodiado por monjas clarisas de su cercanía) también conocida como "del catalans" o Al-Warraq.

Y al mismo tiempo hace que fijemos nuestra atención en su puerta, allí situada debido al trazado del cardo romano que hizo que fuera el lugar natural de salida o entrada en Valentia en su dirección norte.

Imagen idealizada de Valencia. Grabado de 1857

El grabado de 1857 que nos muestra la imagen idealizada de Valencia, es un refuerzo a la nominación que se mereció nuestra ciudad por parte de quienes la visitaban.

Grabados del archivo de Rafael Solaz

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...